BAAL #SCHLÖNDORFF

por Mercedes Orden

Baal es un gordito gigoló que se nos presenta en la pantalla caminando sin dirección junto a una música que nos habla de él. La cámara no deja de seguirlo y no lo hará en toda la película, como si tuviera un imán con su figura (tan insensible como su protagonista). Esquiva los hechos importantes de su alrededor para enfocarse sólo en lo que importa: este pintoresco personaje.
El maltrato a las mujeres, el suicidio de una de ellas, la degradación constante, no es algo que le haga ruido a Baal sino que apenas saca de eso el material necesario para su escritura. Su vida es simplemente una excusa para poder seguir cantando, sin importar el precio. En el bar, algunos juegan al pool, otros beben, pero todos callan cuando él habla: su palabra toma carácter santo y su vida, de pagana.
Dirigida por Volker Schlöndorff y protagonizada por el mismísimo Rainer Werner Fassbinder, esta película hecha para la televisión alemana, recién sale a la luz ahora, luego de una batalla de varias décadas por los derechos con los herederos de Bertolt Brecht (cuya obra fue adaptada por Shlöndorff).
baal_3
Desprolijo y bohemio, como cualquier poeta maldito. Un poco esquizo, un poco psicópata, Baal pasa la mayoría del tiempo encerrado en una habitación azul mal pintada, con un par de colchones, un escritorio y papeles, el alcohol suficiente y las groupies que entran y salen de ahí como en un desfile, sin poder resistirse a los encantos de este particular seductor.
Baal está perdido, ya lo sabíamos. Su vida, ese mero existir al que refieren las letras que acompaña una armónica amiga, no pretende ser más que eso. Lo vemos hundirse en una zona tan pantanosa de la que ya no podrá salir. Desde el modo en que su borrachera arruina todo en un vernissage hasta la forma en que repele a todo aquel que intenta hacer ayudarlo, una y otra vez el artista boicotea todas las oportunidades que se le presentan.
Solo, muy solo, sin siquiera un hombro donde apoyarse o un amigo con quien seguir caminando sin destino, así queda Baal a la deriva, cantando hasta el final, frente a un cúmulo de decisiones mal tomadas.

Alemania del este, 1969
Dirección: Volker Schlöndorff
Guión: Volker Schlöndorff  (adaptación obra de Bertilt Brecht)
Fotografía: Dietrich Lohmann
Producción: Hessischer Rundfunk, Bayerischer Rundfunk, Hallelujah Film

Música: Klaus Doldinger                        Reparto: Rainer Werner Fassbinder, Sigi Graue, Margarethe von Trotta, Günther Neutze, Miriam Spoerri, Marian Seidowsky, Irmgard Paulis, Carla Egerer
Duración: 87 min.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s