NO ME MATES, LA HISTORIA DE CORINA FERNÁNDEZ #ARBÓS

por Mercedes Orden

La historia de Corina Fernández se hizo conocida por ser el primer caso que llegó a juicio  por tentativa de femicidio en Argentina. En el año 2010, se pudo ver a la mujer en diferentes noticieros, diarios y programas de prime time, contando su caso: luego de una larga temporada de violencia y amenazas, su ex pareja Javier Weber le disparó seis veces, tres de esas balas impactaron en su cuerpo y dos continúan alojadas en su pulmón.
La película dirigida por Gabriel Arbós intercala los testimonios frente a cámara de su protagonista –desde que conoció a Weber– junto a escenas dramatizadas por parte de Ana Celentano y Alejo García Pintos.  “Es muy triste haber estado diecisiete años con alguien y no poder recordar un minuto feliz”, dice la sobreviviente, quien evoca ese período como un verdadero calvario.
Mientras su pareja -adicto al paco- estaba tirado en un sillón haciéndole escenas de celos, Fernández tenía tres empleos para poder mantener a sus dos hijas y a él. Inserta en un círculo de violencia, limitada por ciertos comportamientos controladores y aislada de sus seres queridos-características que se repiten en casos como éste- el maltrato por parte del hombre se fue naturalizando hasta llegar a un punto extremo: primero fueron golpes, y finalmente, los impactos de un calibre treinta y dos.

violencia_1

La historia -dura pero real- de Corina Fernández permitió que la violencia de género comience a tomar notoriedad. A las reiteradas amenazas y humillaciones que sufrió la mujer, una vez que se separó, se le sumó el maltrato institucional, que la obligaba a ir constantemente a ampliar su denuncia a Tribunales, sin que nadie procure encontrar una solución. Así fue como una mañana, tras dejar a sus hijas en la escuela, Weber arribó hasta la puerta del establecimiento, pero no la amenazó -como solía hacerlo- sino que le disparó seis veces.
Vale decir que este caso se hizo conocido por provenir de una clase media alta, pero otros tantos pasaron y pasan desapercibidos por estar las mujeres desprovistas de las herramientas necesarias como para visibilizarlos. Hoy Corina intenta brindarles ayuda a ellas desde la ONG que dirige: Hay una salida, para que no sientan la desprotección que tuvo que vivir en carne propia y cooperar a que logren salir adelante en sus vidas.
Basado en este caso real, el largometraje de Arbós expone un conflicto cada vez más cotidiano, como es el de las víctimas de violencia en sus hogares. Cooperando en la toma de conciencia y permitiendo que la discusión no se clausure, la película avanza a través de la historia de Corina, para que no haya más golpes, femicidios ni huellas psicológicas en los cuerpos de las mujeres.

Argentina, 2015
Dirección: Gabriel Arbós
Guión: Gabriel Arbós
Fotografía: Hugo Colace
Sonido: Pablo Córdoba
Montaje: Diego Aparicio
Reparto: Ana Celentano, Alejo García Pintos, Cintia Martin, Juan Pablo Burgos, Luis Albano
Duración: 64 min.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s