VIVIRÉ CON TU RECUERDO #WOLF #BAFICI2016

por Mercedes Orden

Argentina, 2015
Dirección: Sergio Wolf
Guión: Sergio Wolf
Duración: 62 min.
Edición: Hernán Rosselli
Fotografía: Fernando Lockett
Música: Emilio Iglesias
Ada Falcón, Miguel Zavala, Edgardo Cozarinsky, Fernando Vega, Sabrina Grinschpun

Después del estreno en 2003 de Yo no sé qué me han hecho tus ojos (co-dirigida junto a Lorena Muñoz), Sergio Wolf vuelve con un nuevo documental sobre Ada Falcón que, si bien no hace de continuación, sirve como su paralelo. Luego de la primera entrevista con la cantante, un accidente de autos (la maldición de Ada podrán decir algunos), hizo que la palabra de la mujer se pierda y queden sólo las cintas con el fílmico.

Un segundo encuentro con ella daría el material suficiente como para hacer el largometraje del 2003, pero cuando éste se pudo realizar, los años habían pasado para la artista y los huecos en su memoria se volvieron profundos, haciendo que parte de su discurso varíe y quede relativizado. Cuando una caja con las imágenes de la primera entrevista aparece, el director comienza una búsqueda exhaustiva por recuperar el registro sonoro que las acompañaba.

a07ff5f40c19877d1be4b00e486af0cd6cf80d93

La figura de Ada, al igual que la de varias divas hollywoodenses -quienes en pleno apogeo desaparecieron repentinamente de las cámaras- llena de misterios su figura, y sobre todo nos obliga a preguntarnos por qué, en medio del éxito, optó por resguardarse en su casa de Salsipuedes (Córdoba) junto a su madre, prometiendo ya no volver a cantar, mostrar sus ojos ni su pelo en público. Tal vez en esas cintas ausentes, la mujer revelaba todos los interrogantes que ya nadie podría poner en palabras, ni siquiera ella tiempo después.
Ante la imposibilidad aparente de volver a juntar imagen y sonido, varias alternativas de lo que se podría hacer con ese valioso material comienzan a emerger. La pregunta de cómo se puede recuperar su voz, se convierte en el motor de este largometraje. Sobre todo en un momento en que sus gestos filmados parecen dejarnos ver que lo carente no es simplemente el mero extracto de una entrevista sino algo fundamental que nos explicaría al menos una parte del mito.
Los consejos de Edgardo Cozarinski, el libro de Michel Chion, varias charlas por teléfono buscando ayuda, una intérprete, las imágenes de la entrevista vueltas atrás y adelante una y otra vez, son musicalizadas por la bella voz de Ada: la que nos queda, la que nos canta “Yo no sé qué me han hecho tus ojos“, en sus diferentes versiones. Toda esa preocupación devenida en obsesión frente a lo perdido, sirven en el documental de Wolf para darnos una clase de cine como dispositivo, y  mostrarnos que, inclusive -y sobre todo- a partir de lo ausente, se puede construir un relato.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s