NO SEGUIR CAYENDO #FROMWHEREWEVEFALLEN #WANG #COMPETENCIAINTERNACIONAL #BAFICI2018

por Mercedes Orden

publicado originalmente en Revista Caligari

Un viaje encuentra a diferentes personajes tan unidos en tiempo y espacio como opuestos en tanto a etapa de sus vidas. Por diferentes motivos, una calle, una mesa y un paseo los une en una isla pero no es el escenario lo único, sino un personaje ausente quien se encarga de relacionar las historias. Un personaje que a pesar de no mostrar su rostro frente a cámara, funciona como motor de un relato que avanza en diferentes direcciones y temporalidades, así como también retrocede y hace lo necesario para que los fragmentos encuentren su lógica a la vez que entorpece su camino. Lógica que, si bien aparece lograda, necesita la atención y paciencia de sus espectadores para ir interpretando paso a paso el jeroglífico en que pronto se transforma este largometraje.
Todo comienza por un profesor y su alumna/ amante, Sun y Sanqing, quienes emprenden un viaje antes de que él se case con su prometida. Mientras la última lo llama por teléfono para ultimar los detalles de la ceremonia, la joven que lo acompaña amenaza con tirarse al mar -en verdad seguir un camino recto de piedras sin importar el avance de la marea- luego de preguntarle si alguna vez realmente él la amó. Una pregunta sin respuesta, al menos para el profesor. A ellos se une Hai Long, un viejo amigo del futuro esposo y Wang, un comprador de piedras preciosas que, por algo parecido al azar, se presenta en el lugar.
Un video sexual, una computadora que desaparece, una pulsera, una pesadilla reiterativa, algunas infidelidades, un suicidio y una venganza son algunas de las partes de este drama -¿o thriller?- made in China. Todas esas formas se entrelazan a partir de flashbacks que nos aseguran que todo tiene que ver con todo, aunque por momentos parezca que no tener coherencia.

MV5BYTA3NWFhY2UtNDllNS00Y2IwLThlMDEtYzUyN2YwZDVhYzU4XkEyXkFqcGdeQXVyNjYxMjkzMzQ@._V1_SX1777_CR0,0,1777,999_AL_

En su ópera prima, Wang retrata diversos aspectos de las relaciones y el amor. De esta forma, escenas donde parejas se disfrazan para sacarse sus típicas fotos de casamiento, se intercalan con aspectos de ausencia, degradación y pérdida. Sin embargo, no es del amor lo único que nos habla el film sino que además la temporalidad se establece como un aspecto temático e, incluso, retórico en From Where We’ve Fallen (He ri jun zai lai).
La complejidad se pone en escena. Si bien las idas y vueltas narrativas, así como también las múltiples omisiones, funcionan como piedras en el camino para su entendimiento, en conjunto, el relato -acompañado por una banda sonora donde se destaca el bandoneón y una bella fotografía- augura un próspero futuro como director para el audaz Feifei Wang.

China, 2017
Dirección: Feifei Wang
Guión: Feifei Wang
Fotografía: Wang Tianxing
Edición: Wang Feifei
Dirección de Arte: Li Yonghui
Sonido: Wang Xiaobing, Yin Nannan
Producción: Wang Jijie
Productora: Nanjing Hongran Culture and Communication Co.
Elenco: Zhang Xu, Jiang Zhongwei, Yue Guo, Liu Zhengkai
Duración: 103 min.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s